lunes, 5 de junio de 2017

1500 Nuevos Millonarios y 28.000 "pensionistas mínimas no contributivas" tomando café (Microcuento)



       ...a menudo descubro mi mente volando totalmente ajena al propósito de índole laboral que me incitó a abrir el face...un post de algún amigo o amigas comentando ingnad@ alguna de las 1001 cosas injustas que suceden a diario en el mundo, me saca de mis tareas...entonces, me disperso pensando en qué pudiera suceder contra esa injusticia y se me ocurre un cuento que disfruto mentalmente, pero no lo escribo

           Hace varias semanas que pienso en un proyecto literario a propósito de este "disparador" que encuentro así,sin buscarlo, en face...a menudo me preguntan si no escribo mis cuentos...y la verdad es que no.No los escribo. Sólo los cuento...se me ocurre que podría recoger algo de lo que se me va ocurriendo, es decir, registrar por escrito estos relatos justicieros...os escribo aquí el primero....Espero que os guste y/o que os parezca más o menos, minimamente interesante para que   lo critiquéis y así  pueda hacerlo mejor

    " 1500 Nuevos Millonarios y 28.000 pensionistas mínimas no contributivas tomando café"

       Todo empezó cuando unas cuantas ancianas comenzaron a reunirse   para “tomar café” en casa de la profesora. Eran realmente reuniones clandestinas pero de  una clandestinidad  no buscada  aunque de una necesidad evidente...era una clandestinidad  más lograda a causa de la indifirencia que suscita el hecho de que ancianas chochas se junten a tomar café que porque ellas en sí hubieran ideado una estrategia para  mantener en secreto esas reuniones... Tacita a tacita la profesora les fue explicando su plan. La fase inicial era muy sencilla: Primero una gran  expansión apenas perceptible. Algo que pareciese que no estaba pasando..., nada sospechoso: ancianas tomando café en diferentes casas...por todo el país...lo normal...siempre había sido así...siempre habían existido ancianas por todo el país que se reunían para tomar café, pero ahora en todas las casas se hablaba de lo mismo y no era, precisamente,  de las vidas de las vecinas... Quien podría siquiera llegar a imaginar algo maligno en  aquellas pobres ancianas tomando  tacitas de café barato de los lotes de alimentos para pobres de la Cruz Roja  ?
      A.A. Acción Aniquiladora. Todo tenía que ser muy rápido.  Células de 20 ancianas. 20 acciones al día.140 acciones por semana. Hacían falta 28.000 ancianas. Cada una de las ancianas intervendría una sola vez. Palos, cuchillos y piedras...no hacía falta nada más...Había que ser rápido, para no darles tiempo a reaccionar...a pensar...Desde su comienzo y hasta el final A.A. debía durar 10 semanas....70 días....En 10 semanas 1400 nuevos millonarios dejarían de existir para siempre. ( Y los otros 100? La profesora pensó que era justo salvar a 100 y eligió  a los  de edad más avanzada pensando que por estar más cerca de su propia situación quizás podrían ser útiles en la financiación de algunas necesidades de A.A.  ) 
Tras el primer ataque  se inició una investigación que reunió a los mejores y más experimentados detectives del servicio de inteligencia del Estado. Buscaron culpables entre los   terroristas en el país vasco y  también en las mezquitas, e incluso,en algunos colectivos anarquistas, pero no encontraron nada. No se les ocurrió pensar que aquellas ancianas eran las asesinas. No se les ocurrió porque, simplemente, eran 28.000 ancianas olvidadas…  28.0000 pensionistas mínimas no contributivas…28.000 ancianas con las que no contaban…28.000 ancianas a las que nadie visitaba desde hacía mucho tiempo…
      Tras 9 semanas y media las descubrieron. En la recta final. Las apresaron  a todas.  Ellas estaban contentas porque la prisión hiere menos a los carentes de lo mínimo.  Además, su condición de presas les proporcionaba mejor vida que la de pensionistas mìnimas no contributivas... al fin  tenían  buen techo,alimento, médicos y hasta medicinas...todo gratis....y, lo mejor, estaban juntas, porque  no había suficientes prisiones para mantenerlas aisladas.  Sin embargo,  el gobierno sabía que juntas eran peligrosas...no entendía cómo habían llegado a generar A.A. Y lo que no se entiende se teme.El miedo hizo generar entre las autoridades la idea secreta de gasearlas para evitar, con el  holocausto geriátrico, nuevos ataques
       El gas sin embargo no llegaría a tiempo...porque no era secreto...ellas se enteraron...algún nieto quizás dió el soplo... y por eso tenían ya preparada la  que sería su   última y definitiva conspiración. 
       Fué muy fácil.  Todo es muy fácil cuando hay amor verdadero...Y, por extraño que parezca, el amor que dicen es principio de todo, fué también aquí lo único necesario para llegar al final. El dedo anciano de uno de lo 100 millonarios salvados obedeció sin dudarlo a la orden de la profesora, su amada adolescente, su anhelada princesa...Y,así fué, como un dedo arrugado y huesudo  con  movimiento de parkinson, apretó el botón, ese botón.  Mientras ,con la otra mano, el anciano millonario apretaba contra su cara la braga de un bikini fucsia robado del tendedero de un campamento escolar para adolescentes..        

Y  en ese doble apretón amoroso se acabó el mundo... …         sando

sábado, 21 de enero de 2017

Pipi Calzaslargas...proyecto actual.



       Cuando no existían los móviles ni los vídeo juegos, l@s niñ@s de mi generación asistíamos atónit@s a una realidad virtual con trenzas pelirrojas y un atuendo fuera de todas las modas:Pippi.

        Policías idiotas, padres confiados, fuerzas descomunales y mentiras que terminaban  siendo verdades...eso era Pippi. Y podía serlo, hasta en plena transición...

        Hoy, con una democracia supuestamente madura (si es que se puede considerar democracia madura aquella en la que los gobernantes siguen gobernando pese a ser descubierta su falta de honradez ), y una invasión de personajes heroicos de una dimensión humana imposible (me refiero a frikadas como las tortugas ninja y demás), me planteo cómo hacer vigente la magia y el poder  de un personaje semi-humano como Pippi...

         En una isla lejana, con flores amarillas y una naturaleza de ensueño jugábamos a creer que era posible una infancia distinta...y , al menos yo, la vivía cada vez que escuchaba los acordes de la melodía de la serie...


         Ahora la estoy viviendo de nuevo. Nunca superé la filosofía y la capacidad de soñar de Pippi...


....y, así, con medio siglo vivido, a diario me despierto sintiéndome ya en un mundo cuyos parámetros educativos se convierten en mi propio enemigo; y , el propio proceso de Pippi está realmente afectado por este tiempo que es,creo, cada vez más "malo para la lírica"...
        
     No seré Pippi. El entrañable personaje de trenzas naranjas lo encarnará Nazareth Martín. Yo seré la ninguneada que sueña a ser capitana...a dirigir el barco de sus sueños.Soy quien soy en el personaje central de nuestra próxima obra, soy  aquella que sueña durante el espectáculo la obra en si:

     Pobre señora, trabajadora pluriempleada, que sobrevive engrosando las listas de la mayoría, y que vive como la mayoría. Aquella que es quien nunca quiso ser, aquella que pudo ser otra y es quien es. Aquella que solo es verdaderamente cuando sueña. Soy mi madre? o soy yo misma? somos todas?

        A un mes del estreno, creo que tomé a Pippi para reclamar como heroínas a las señoras de la limpieza y a cualquier señora trabajadora de aquella época en que veíamos en la tele a Pippi...Homenaje a las mujeres del pasado, sencillas y analógicas, como lo muestran los acontecimientos como la indiferencia hacia los refugiados Sirios o el ascenso al poder de Trump.

     A veces pienso que ya no queda posibilidad de lucha. Solo de refugio en el sueño. Esta es nuestra Pippi, cediendo el protagonismo a un ser del montón, porque de lo que se habla no es de Pippi sino de la capacidad de soñar de un buen montón de gente, o de la posibilidad misma del oficio artístico.
    Voy a ser la limpiadora perdida y ninguneada...Y ¿qué más da ser limpiadora que artista? Menos importancia tiene hoy una artista que una limpiadora. Menos importancia tiene hoy un proceso creativo que unos exámenes...Menos importancia tiene hoy un disco de autor que una banda tributo...Menos importancia tiene un concierto infantil con música en directo que uno con play-back y gomaespuma...Menos importancia, menos caché, menos consideración social.

     En un momento socio-histórico en el  que un proceso creativo se considera la última de las prioridades, el proceso en sí se vuelve difícil, lo colectivo se torna individual y el interés pierde espíritu y se convierte en eso, sólo interés...

    El tiempo apremia, el presupuesto es cero...y por encima del interés y los plazos comerciales no hay nada...Intentamos, hoy, al menos, una tolerancia en la dirección que nunca tuvimos en los noventa...Divirtamos a nuestro equipo y comprendamos que ya nadie centra su vida en el arte...Si perdemos la capacidad de juego y desenfado no es posible hoy llevar a cabo un proceso como este. 
       Y, así, aquí  en Murcia, ni en Madrid, ni en Barcelona ni en Valencia ni en Bilbao...aquí....vamos construyendo Pippi... y, como tengo tanta suerte, he conseguido reunir un equipo fantástico. Ensayamos a cachos, ajustándonos a la difícil supervivencia en este gremio...y haciendo lo imposible por rescatar horas de tiempo común en nuestras divergentes ocupaciones artísticas...

                   Ahí va...Pippi, o Pepi, con su tesoro, sus piratas,su barco y su intención de que fuera de filosofías, el público viaje, sueñe, recuerde y recupere la FE...COMO SIEMPRE.